Historia del tarot: desde los juegos de cartas a la filosofía popular

El tarot es un conjunto de cartas empleadas para adivinar el futuro de una persona, es decir, leerle la fortuna. Se utilizan como una herramienta espiritual para la adivinación y la meditación. Una baraja de tarot se compone de 78 cartas, divididas en dos secciones: el Arcano Mayor (para las profecías a largo plazo) y el Arcano Menor (para los problemas del día a día).

 

El origen del “tarot”

Existen incontables teorías acerca de dónde se originó el término “tarot”. Algunos lo relacionan con nombres geográficos y otros con nombres místicos, pero la teoría más ampliamente aceptada es la planteada por Idries Shah. Según su teoría, el término deriva de la palabra árabe turuq, cuyo significado es “cuatro caminos”.

 

El comienzo

Al comienzo de la historia del tarot, las cartas se empleaban para jugar. El tarot era un juego de cartas para la clase alta. El nombre del tarot se menciona por primera vez en el siglo XV, y el juego era popular en Francia y en Italia. La baraja de entonces contenía 16 cartas con imágenes, pintadas con imágenes de dioses y diosas griegas.

 

Cómo ha ayudado la industria

Suena irónico, pero la industria global ha ayudado a popularizar las cartas del tarot. En los inicios de la historia del tarot, las cartas se pintaba a mano, lo cual se traducía en un número reducido de producción de barajas, y en que sólo unos pocos seleccionados podían tener en sus manos cartas del tarot. Sin embargo, la invención de la primera prensa de impresión ayudó a que la producción en masa fuera posible.

 

El tarot de la actualidad

Atrás quedaron los días en los que las cartas del tarot se empleaban para jugar a juegos de cartas. Tras la revolución industrial y la popularización de las cartas, más personas comenzaron a emplearlas como una herramienta de crecimiento personal y desarrollo. En la actualidad, las cartas del tarot se emplean en la adivinación y como sistema simbólico. Las cartas del tarot no son sólo las únicas que hacen la transición entre los juegos de cartas y la adivinación del futuro. También existen otras destinadas a la lectura de la fortuna. Sin embargo, el diseño del tarot y un pedigrí más antiguo han ayudado a que las cartas ganen popularidad. El simple hecho de que existan cientos de barajas, y miles de lecturas del tarot en línea, dice mucho acerca de la popularidad del tarot.

 

Mitos comunes asociados con la historia del tarot

Como las cartas del tarot se consideran cartas ocultas, han existido numerosas ideas falsas acerca de la historia del tarot. Estas son algunas de ellas:

– No se conocen como las cartas del diablo. Durante la época medieval, este era el título que dio la iglesia a las cartas para jugar, así que no tiene nada que ver con la adivinación de la fortuna.

– Los gitanos no son quienes trajeron las cartas del tarot a Europa. Los gitanos a menudo se asocian con la adivinación del futuro, pero no son los responsables del crecimiento del tarot en Europa. Las cartas del tarot existían incluso antes de que los gitanos llegaran al continente.

– Las cartas del tarot no se originaron en el antiguo Egipto.

 

Get a 3-Card Tarot Reading for Free!